Inyector: cómo diagnosticar problemas

Aquí hay una comprensión profunda del inyector de combustible.
Este artículo le dará más información sobre el inyector de combustible.

Aprenda hoy el arte de diagnosticar problemas en los inyectores de combustible.

¿Tiene un automóvil que usa y abusa a diario?

¡Genial!

Recuerde, los buenos vehículos tienen una gran responsabilidad, especialmente la responsabilidad de seguir los intervalos de mantenimiento recomendados por el fabricante. Por lo tanto, aplique cuidados y mantenimiento preventivos, especialmente si conduce mucho en atascos.

Estructura del inyector
Cómo diagnosticar problemas con el inyector de combustible
Crédito de la foto: commons.wikimedia.org

Cuantas más piezas móviles y componentes electrónicos computarizados tenga su automóvil o camión, es más probable que los componentes muestren signos de desgaste. Estos signos incluyen corrosión u otras fallas de funcionamiento que requieren reparaciones que pueden provocar más de lo que cabría esperar.

Afortunadamente, antes de que ocurran estos eventos, su implante le proporciona pequeñas pistas que pueden ayudarlo a diagnosticar un problema.

Personas de todo el mundo se quejan de la experiencia que han tenido con los concesionarios de automóviles con técnicos de servicio y escritores sin escrúpulos.

La próxima vez, investigarán un poco antes de reparar su vehículo.

¿Qué hace un inyector?

Inyector común de Bosch en el interior
Con un ajuste constante, el rendimiento y el consumo se pueden mantener a un nivel normal y se puede lograr la mejor eficiencia posible
Crédito de la foto: commons.wikimedia.org

Su automóvil utiliza un proceso de combustión para extraer energía de estos dos componentes principales: oxígeno y combustible. El oxígeno ingresa a través de un sistema de admisión de aire y generalmente oscila.

Este comportamiento obliga al sistema de inyección de combustible a adaptar constantemente la cantidad de combustible que suministra para el viaje.

Con un ajuste constante, es posible mantener el rendimiento y el consumo a un nivel normal y lograr la mejor eficiencia posible.

¿Problemas con el inyector? ¿Cómo sé que lo tengo?

El síntoma más común que experimentan los conductores cotidianos es la sensación de que el vehículo va lento con bajo rendimiento y, al mismo tiempo, experimenta una caída en las MPG (millas por galón).

La luz del tablero puede aparecer para confirmar y es hora de que eches un vistazo.

Problemas y síntomas comunes a los inyectores de combustible

Hay dos tipos de problemas con los inyectores: uno que puede corregirse y otro que necesita ser reemplazado.

Según su experiencia, puede determinar fácilmente si tiene solución o no.

Inyectores sucios

Cualquier cambio en la forma en que el inyector rocía en el colector de admisión puede crear residuos en los inyectores.

Debido a las altas temperaturas y la fricción constante, este residuo puede quemarse y formar costras en el inyector, lo que dificulta su correcto funcionamiento.

Los síntomas suelen ser incompatibles con el rendimiento del motor, la respuesta deficiente del acelerador y el motor al ralentí.

Inyectores obstruidos

Cuando el combustible sale de la refinería y se transporta a la estación, generalmente pasa por «controles del sistema» en el camino.

También allana el camino para varios objetos pequeños y escombros, como óxido, que eventualmente se acumularán y obstruirán el inyector, lo que provocará un suministro de combustible deficiente al cilindro.

El inyector no se abre

Es posible que obtenga un inyector de combustible oxidado o una condición en la que los devanados se rompan, lo que evita que la válvula del inyector de combustible se abra y no entregue gasolina.

Los fallos de encendido del motor son síntomas comunes.

El inyector no cierra

Un resorte defectuoso o el óxido pueden evitar que el inyector de combustible se cierre y hacer que la gasolina se filtre en el cilindro.

Los síntomas más comunes son un fuerte olor a gasolina combinado con poco kilometraje.

¿Se enfrenta a alguna de las situaciones anteriores? ¡Ejecute pruebas de diagnóstico!

Puede conectar su automóvil a una herramienta de diagnóstico o realizar pruebas relativamente simples.

Sin embargo, se requieren algunas herramientas de diagnóstico para completar.

Mide las temperaturas de tu colector de escape

Dependiendo del tipo de problema que tenga (el inyector de combustible no se abre ni se cierra), las temperaturas del colector serán muy altas o muy bajas en comparación con lo normal.

El inyector no se cierra = sobrecalentamiento y agotamiento – temperaturas típicas superiores a 600 ° F;

El inyector no se abre = baja temperatura en el colector de escape – temperaturas típicas entre 200-250 ° F.

Puede utilizar un termómetro láser dirigido a los tubos del colector de escape cuando el motor está caliente. Las lecturas regulares deben estar entre 450 y 480 ° F.

Escuche sus inyectores

Se puede utilizar un estetoscopio motorizado para escuchar cada inyector.

El funcionamiento adecuado debe producir un clic claro. La ausencia de esta advertencia indica un problema.

Inspección visual de los inyectores

Esto se puede hacer en casa simplemente quitando los inyectores e inspeccionándolos.

Deberá quitar las líneas de combustible y luego quitar cada inyector para ver cualquier signo de daño o grietas en los inyectores.

Asegúrese de protegerse los ojos y las manos, ya que el combustible se derramará de los rieles cuando los desenchufe.

Leer más: Toma de aire frío: ventajas y desventajas para su automóvil

Conclusiones

¿Alguno de los pasos anteriores le ayudó a encontrar la raíz de su problema?

Si es así … eso es genial.

Dicho esto, sabe qué hacer para solucionar el problema.

¡No! Desafortunadamente, esto significa que es posible que deba consultar a un experto para examinar su motor y sus componentes electrónicos computarizados.

También una regla fundamental en la industria automotriz es para evitar en lugar de reparar.

Cualquiera que sea la conclusión a la que llegue después de leer este artículo y realizar estas pruebas, lo mejor que puede hacer es utilizar un aditivo para combustible que esté realmente diseñado para eliminar los depósitos de carbono.

Estos aditivos de combustible de alta calidad también garantizan que el combustible permanezca limpio, que los inyectores no estén obstruidos o recalentados y que su automóvil usado y deteriorado funcione siempre al máximo rendimiento.

CleanBoost® Maxx ™ es un aditivo de combustible que también actúa como catalizador de combustión para mejorar el rendimiento y mantener los componentes limpios y libres de depósitos de carbón.

CleanBoost® Maxx ™ es un método económico de tratamiento de combustible. Solo 1 onza Maneja hasta 30 galones y maximiza el rendimiento y la economía de combustible al tiempo que reduce las emisiones, como lo demuestran las pruebas de terceros.

Porque el combustible se quema más limpio, lo que reduce la acumulación de carbón en los componentes internos, incluidos los inyectores y las válvulas EGR.

Las referencias:

https://www.ebay.com/gds/How-to-Diagnose-Fuel-Injector-Problems-/10000000177635023/g.html

http://procarmechanics.com/easy-tips-to-diagnose-a-faulty-fuel-injector/

4.8/5 - (1764 votos)

Deja un comentario